La ciudad de Cochabamba crece sin rumbo y sin planificación urbana

Cochabamba está en el corazón de Bolivia y se muestra legendaria con su historia, sus tradiciones, sus variados platos y todo su misterio para encandilar a quien la visite, pero lamentablemente el crecimiento urbano es caótico y desordenado, es una ciudad que crece sin rumbo urbanístico, señala el arquitecto Franz Gonzales Zurita, un conocido personaje en temas de desarrollo urbano.

 

Cochabamba se constituye en la tercera ciudad más grande de Bolivia, detrás de La Paz y Santa Cruz, pero al presente se queda por falta de iniciativas y doctrinas políticas municipales que nos permitan construir una ciudad moderna con servicios indispensables para la vida de los humanos.

Cochabamba, se encuentra enclavada en un valle de tierras fértiles en la zona central del país, en la región sub-andina, pese a esta vocación, la jurisdicción municipal del Cercado se muere, languidece y se expanden los grupos de familias migrantes en todo lugar sin ningún tipo de planificación urbana.

Cochabamba, esta asentada al pie de la Cordillera Tunari, donde está el cerro Tunari, que es el punto más alto del departamento de Cochabamba (5,035 msnm), esta principal montaña que protege el valle, se encuentra abandonada sin políticas de control y de planificación de control de torrenteras y tampoco existen planes de repoblamiento forestal ni conservación de la flora y fauna nativa.

Por medio de la ciudad cruza el Río Rocha de noreste a suroeste, pero por irresponsabilidad de los gobiernos locales, a la fecha no existe un política de manejo integral de la cuenca del río Rocha, que se ha convertido en un gran agente de contaminación.

Cochabamba es una mixtura entre lo ancestral, colonial, republicano y moderno.  Es la ciudad donde se fusionan costumbres ancestrales de los pueblos originarios con el devenir de la vida moderna y actual.  Posee un rico patrimonio cultural, arquitectónico y turístico que se divisa en cada uno de sus rincones y contrasta con la modernidad de la actual ciudad que con el transcurrir del tiempo se queda como “barrio marginal” de cualquier ciudad moderna o diríamos de una metrópoli.

La Llajta como comúnmente se le conoce a Cochabamba, es de clima privilegiado: templado, primaveral y de días soleados durante casi todo el año, por lo cual se le ha denominado La ciudad de la eterna primavera, pero las autoridades lo están destrozando, el ecosistema esta demolido por permitir el loteamiento de tierras agrícolas y por la falta de planes para conservar el aparato productivo. (Fausto Colpari)

Valora este artículo
(0 votos)
Visto 191 veces

VIDEOS BOLIVIA PRENSA

Visitantes en linea

Tenemos 201 visitantes y ningun miembro en Línea

12827638