Explosión de estación eléctrica en Caracas sumió en el ‘terror’ a venezolanos

La capital de Venezuela vivió momentos de pánico cuando la subestación de energía explotó hasta quedar en llamas. Debido a los incidentes ocurridos en el sureste de Caracas, varios barrios que ya habían recuperado el suministro eléctrico volvieron a quedar en la oscuridad y se sumaron a la cuarta jornada del histórico apagón que afecta al país petrolero.

 

En tanto, el proclamado presidente encargado Juan Guaidó convocó a nueva jornada de protestas debido al apagón que padece una Venezuela sin luz.

La oposición señala que el suceso que ya deja decenas de muertos por la ausencia de electricidad se debe al sistema de corrupción del chavismo, pero el régimen de Nicolás Maduro insiste en negar su presunta culpabilidad y, en cambio, responsabiliza a un sabotaje cibernético orquestado por la oposición con apoyo de Estados Unidos.

El apagón, iniciado el jueves, ha tenido recuperaciones momentáneas en algunas zonas, pero la explosión volvió a dejar sin luz a los barrios de Santa Inés, Concresa, Prados de Este, El Peñón, Alto Prado, Manzanares, Baruta, La Tahona y Barrio Santa Cruz.

La subestación Humboldt, que alimenta amplias zonas del sureste de la capital venezolana, ardió pasada la medianoche por causas desconocidas. La estatal Corporación Eléctrica Nacional (CORPOELEC) no ha informado sobre el caso.

"Fueron tres explosiones, una primero y dos continuas, muy fuertes. Realmente la urbanización se timbró", relató Claudia Beer, de 47 años, quien vive en un complejo de edificios residenciales próximo al generador.

"Me sentía como si estuviese en una película de terror", relató por su parte Carolina Molina, una chef de 56 años. "Veía las llamaradas, el humo, el aire se sentía tóxico", expresó esta vecina en otro edificio de la zona. Intensos chispazos acompañaban al fuego.

Las instalaciones eléctricas, chamuscadas, todavía humeaban a media mañana del lunes y había áreas que aún emitían calor a pesar de que el fuego estaba controlado, constató un equipo de la AFP.

La viga que sostenía uno de los gigantescos transformadores de la subestación -convertido en chatarra- había sido derretida y los muros perimetrales estaban ennegrecidos.

 

En suma, Venezuela se halla hoy paralizada, ya que el régimen de Nicolás Maduro ordenó la suspensión de las actividades académicas y laborales debido a la ausencia de suministro eléctrico.

Valora este artículo
(0 votos)
Visto 129 veces

Visitantes en linea

Tenemos 103 visitantes y ningun miembro en Línea

13561165