Dirigentes de Sindicato en Quillacollo implicados en presuntos hechos de corrupción y califican paro como “ilegal”

Los asesores legales externos de la Alcaldesa de Quillacollo, Dr. Gilmar Terrazas y Dr. Maximiliano Ureña, denunciaron, este miércoles,  que los principales dirigentes del Sindicato Mixto de Trabajadores Municipales (SMTM) de la Alcaldía estarían implicados en presuntos hechos de corrupción, que deben ser investigados por la Unidad de Transparencia y remitidos al Ministerio Público.

 

En conferencia de prensa, Terrazas reveló que el SMTM no contaría con personería jurídica, por lo que, para efectos legales, se trataría de un Sindicato “apócrifo” cuya representatividad recae en el dirigente E. P. quien, el año 2018, ocupó el cargo de Profesional de Reordenamiento Territorial, sin contar con el título profesional correspondiente.

“Este señor recién presentó un certificado de egreso el año 2019, habiendo ocupado un cargo ilegalmente”, aseveró.
Por otra parte,  dijo que existirían denuncias contra el dirigente, S. M. quien actualmente ocupa el cargo de Responsable de Ventanilla Única, percibiendo un salario superior a los 6 mil bolivianos, sin asistir a su fuente laboral, por estar declaro en comisión, por su condición de dirigente sindical.  

“Este funcionario pidió a la Alcaldesa que designe a una Ingeniera a cambio de dejarle trabajar en tranquilidad, siendo que esta persona fue despedida del municipio por hechos irregulares”, afirmó.

Agregó que dicha persona, tampoco cuenta con su libreta de servicio militar, ni título profesional.
“Lo que es peor estaría implicado en el caso audios de la corrupción y cobros irregulares a los trabajadores cuyos montos entregaba al denominado grupo de los 8” indicó.

En relación a la funcionaria M. LL.  señaló que, en gestiones pasadas, ocupó cargos jerárquicos en las Direcciones de Recursos Humanos, Recaudaciones  y actualmente, como Responsable de Actividades Económicas,  percibiendo un salario superior a los 6.000 bolivianos, sin contar con el título profesional requerido.

“Su hermana trabajaba como responsable de Recursos Humanos en la Empresa Municipal de Aseo de Quillacollo. Se evidencian los presuntos delitos de nepotismo y tráfico de influencias”, indicó.

PARO
Por su parte, el asesor legal externo, Dr. Maximiliano Ureña, insistió en que el paro de los trabajadores afiliados al SMTM, es totalmente “injustificado” e “ilegal” por lo que se realizaron las representaciones correspondientes, ante la Jefatura Departamental del Trabajo, para que se proceda a los descuentos respectivos, por planilla, de todos los funcionarios que no asistieron a su fuente laborales durante esta jornada.
“Estos funcionarios están perjudicando al municipio influenciados por sus dirigentes que representan a un Sindicato trucho”, enfatizó.

Asimismo, explicó que según establece la Ley 1156, promulgada el 12 de marzo del año 2019, solamente se pueden sindicalizar aquellos servidores municipales con ítem, cuyos salarios no sean superiores a los 4.878 bolivianos, no pudiendo tampoco sindicalizarse a profesionales, que ocupen cargos jerárquicos, en Secretarías, Direcciones o Jefaturas de Unidad.

“Basta de estar extorsionando, chantajeando a las  autoridades que han ingresado al municipio para trabajar por Quillacollo”, afirmó.
Por otra parte, confirmó que algunos de los trabajadores que cumplen sus funciones en la Empresa Municipal de Agua Potable y Alcantarillado de Quillacollo (EMAPAQ) fueron suspendidos de sus cargos, dando cumplimiento al Reglamento Interno, por haber sido encontrados infraganti consumiendo bebidas alcohólicas, en horarios laborales y durmiendo en vehículos oficiales del municipio.

“No es posible que la Alcaldesa tolere este tipo de conductas de servidores públicos que no les interesa trabajar por Quillacollo” insistió.

Valora este artículo
(0 votos)
Visto 84 veces

FACEBOOK QUILLACOLLO

8502897