Domingo, 04 Diciembre 2022
0
Compartidos

Luis Arce desoye el paro en Santa Cruz y mantiene el censo de población para 2024

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

El presidente boliviano hizo un llamado a la calma a los dirigentes de Santa Cruz, quienes mantienen en paro al territorio considerado como motor económico del país desde hace más de tres semanas.

Luis Arce, presidente de Bolivia, pidió "calma, paz y normalidad" para la región de Santa Cruz. Son tres demandas difíciles de lograr después de que el mandatario anunciara que el censo de población y vivienda en el territorio se hará en 2024, desoyendo los reclamos que los manifestantes santacruceños mantienen desde hace 21 días.

Pasada la medianoche del viernes 11 de noviembre, Arce comunicó su decisión. “Primero: el empadronamiento nacional de población y vivienda se realizará el 23 de marzo de 2024. Segundo: con base a estos resultados preliminares se hará la distribución de recursos en septiembre" de ese año, puntualizó.

La fecha del censo está en el centro de la disputa entre el Gobierno boliviano y los manifestantes. La región de Santa Cruz, uno de los motores económicos del país, ha crecido exponencialmente desde el último censo de población en 2012. Es por eso que parte de sus habitantes reclaman un nuevo conteo para 2023, algo que les otorgaría más recursos económicos y también más escaños en los órganos legislativos.

La oposición arguye que el Gobierno retrasa el registro de población de 2023 a 2024 para evitar dar más recursos y poder político a una región tradicionalmente contraria al Movimiento al Socialismo (MAS), el partido de Arce y del expresidente Evo Morales.

Es por eso que mantienen desde hace más de tres semanas un paro que ha silenciado la región santacruceña y que ha registrado varios enfrentamientos entre seguidores y detractores de Arce. Cuatro muertos y al menos 170 heridos es el saldo de víctimas según el Gobierno desde el inicio de las protestas.

Los argumentos de Arce son la falta de recursos técnicos para realizar el censo en 2023, además de las interrupciones provocadas por la pandemia del Covid-19. El presidente, en su alocución, criticó la falta de diálogo por parte de los opositores.

“Ya no podemos seguir demorándonos, sobre todo cuando dirigentes que representan a una parte de Santa Cruz, no a toda, mantienen la posición de no alcanzar acuerdos. En democracia conviven diferentes posiciones, pero también democracia es la toma de decisiones en beneficio de las mayorías”, aseveró el mandatario.

Según el presidente, “un acto técnico como es un censo en ningún otro país se ha convertido en un pretexto político para desestabilizar a un Gobierno y confrontar a la población". Las pérdidas económicas del paro alcanzan ya los 700 millones de dólares.

Uno de los principales defensores del paro es el Comité Cívico del departamento de Santa Cruz, líder de las acciones que truncaron la reelección de Evo Morales y que finalmente derivaron en su posterior renuncia en 2019.

De desarrollarse el censo en el 2023, los resultados deben tenerse en cuenta para las elecciones de 2025 y Santa Cruz sumaría un pequeño número de diputados.

Precisamente, el viernes se cumplieron tres años de la salida del país de Morales, denunciando un "golpe de Estado" por parte de las fuerzas militares que lo empujaron a dejar la presidencia. Una presidencia que había logrado, según los opositores, con unas elecciones "fraudulentas".

Tres años después, el MAS vuelve a estar en el poder mientras que Jeanine Áñez, la opositora que ocupó la presidencia interina a la salida de Morales, se encuentra en prisión. Sin embargo, la confrontación entre ambas facciones políticas sigue igual de viva.

0
Compartidos

NOTICIAS POPULARES

Implementado por Marcelo Colpari – BOLIVIA PRENSA